Da vértigo llegar a un país tan diferente y alejado del tuyo como es la nación aussie, ¿verdad? Pues no te preocupes, anota estos pasos para trabajar en Australia y tendrás una buena base para saber por dónde empezar.

No nos engañemos, toda experiencia atrevida como esta asusta un poco al principio. Por eso nosotros te queremos ayudar con consejos y claves que te serán muy útiles. Así, cuando des el salto a Australia, nunca irás a ciegas y tendrás mucho terreno ganado.

trabajar en Australia

¿Hay trabajo en Australia?

Esta es una pregunta que se hace mucha gente antes de viajar a Australia. La respuesta es un sí rotundo. El país aussie tiene una tasa de paro del 6%, es decir, que hay empleos para todo y para todos.

Eso sí, hay trabajo en Australia, pero también competitividad. Nadie te va a regalar nada, así que, si quieres algo, tendrás que ir a buscarlo con ahínco. Por eso tu actitud va a ser importante. Si crees que lo mereces y lo trabajas, encontrarás un buen empleo, no lo dudes.

Además, hay otros factores que intervienen en la búsqueda de empleo en Australia. Una es la experiencia. Si tienes un buen currículum, te resultará más sencillo encontrar un trabajo adaptado a tus necesidades y conocimientos.

Trabajar en Australia

También tu manejo del idioma será muy importante. Cuanto mejor hables el inglés, antes podrás encontrar un trabajo. Eso sí, no pienses que este es el factor más determinante. Tu actitud es la mitad de tu éxito. Si te ven con ganas de aprender y mejorar, tienes ganado un punto a tu favor muy importante.

Preguntas frecuentes sobre los empleos en Australia

Hay muchas dudas y cuestiones que asaltan a las personas que dan el salto a Australia y buscan trabajo. Por ejemplo, ¿cuánto se tarda en encontrar empleo? Es difícil dar una respuesta, pues todo depende de la actitud, la experiencia, etc. Incluso la suerte influye. Puedes encontrar algo en pocos días o tardar semanas. Lo importante es no desesperar y mantener siempre una actitud positiva y proactiva.

Durante tus primeros días en Australia, buscar empleo, casa, etc. tiene que ser tu único trabajo. Prepara y adapta tu currículum para cada oferta, localiza propuestas, asiste a entrevistas y pruebas, etc. Es básico que no te desanimes nunca, cuando menos lo esperas puede llegar tu gran oportunidad.

trabajar en Australia

Además, no te resignes a un solo método de búsqueda de empleo. Ve en persona a los lugares de trabajo, pero utilizar también los medios online. Una combinación de ambas opciones es sinónimo de éxito.

Y recuerda, en Australia hay trabajo de todo. Ya tengas experiencia o no, nunca descartes ninguna oportunidad. Todas ellas serán ocasiones ideales para aprender y practicar inglés.

Por lo general, si eres estudiante, encontrar un empleo no cualificado de media jornada no es complicado. Podrás emplearte como au pair, nanny, camarero, dependiente, camarero, fregaplatos… Hay muchas opciones.

Lo importante es que tu empleo sea compatible con tu tiempo libre y tus estudios. Ya sabes que algunos tienen más acción por las mañanas, otros por las noches. Según tu caso particular, busca en consecuencia.

trabajar en Australia

Los primeros pasos para trabajar en Australia

A no ser que te marches a Australia con un trabajo ya garantizado por tus estudios y competitividad, tu experiencia, etc., por ejemplo, que seas un investigador de prestigio, no puedes viajar al país aussie con un empleo ya contratado. Así que, lo dicho, cuando aterrices, tu primer trabajo será buscar trabajo.

Así pues, una vez en Australia, sigue estos pasos para encontrar un buen trabajo:

– Diseña un buen currículum adaptado al estilo anglosajón y a cada una de las ofertas que envíes. Recuerda, no es como el latino, por ejemplo, ya que no se adjunta foto, entre otras particularidades.

– Una vez localices ofertas que te interesen, empieza a enviar currículums. A veces los podrás mandar vía email, otras debes ir en persona y entregarlos al manager. Recuerda cuidar tu presencia y ofrecer una buena imagen adaptada al empleo que buscas.

– Entrega el currículum en los horarios adaptados de cada negocio. En un bar de copas, por ejemplo, es mejor ir por la tarde o noche, antes de que empiece la acción, pero nunca por la mañana.

– ‘Vende’ bien tu candidatura para el puesto. Si de verdad lo deseas, tu posible futuro empleador debe ver tu entusiasmo y tus ganas por formar parte de su equipo y por aprender. Demuestra tu experiencia, tus ganas y tu verdadero interés. Actúa con educación, pero también con desparpajo.

– Comienza con cualquier empleo. Lo primero será ganar experiencia, aprender bien el idioma y conseguir algo de dinero. Australia es un país caro y competitivo, así que será mejor que no tengas muchos remilgos. En cualquier empleo te tratarán bien y aprenderás mucho, por lo que es bueno que no desaproveches ni una sola oportunidad.

– Sé consciente de los empleos a los que puedes aspirar. Si tu nivel de inglés es bajo, difícilmente podrás trabajar de cara al público, pero sí fregando platos, por ejemplo. Así irás practicando el idioma y ganando en experiencia y soltura.

– Patea la calle de punta a punta. Aunque uses webs como Seek o Gumtree, no te limites a enviar currículums por email. Como ya hemos comentado, puede ser bueno que te vean, que conozcan tu interés, tu ilusión y tus ganas de trabajar en Australia.

– Insiste e insiste. A los australianos les encanta los trabajadores motivados y persistentes. Si muestras interés sincero, tendrás mucho ganado. Eso sí, siempre con sinceridad, no valoran la mentira, así que di la verdad en tu currículum y presentación.

trabajar en Australia pasos

El momento de las entrevistas

Evidentemente, llegará el momento de las entrevistas de trabajo en Australia. Una vez envíes currículums y cubras toda la ciudad con ellos, te irán avisando para hacer pruebas, etc. Es una ocasión importante en la que tendrás que tener claro:

– Que debes ser tú. Como hemos dicho, no trates de parecer quien no eres.

– Mantén la calma. No te pongas nervioso, presta atención a las preguntas y repregunta si es necesario o no has entendido algo.

– Sé puntual, también es algo que valoran mucho los australianos.

– Y, sobre todo, aprende rápido. Fíjate en los demás y demuestra que eres vivaz e inquieto. Eso es algo que valorará mucho tu futuro manager.

Dicho esto, ya tienes una buena preparación para trabajar en Australia. Estos son los primeros pasos, ahora, todo depende de ti y está en tu mano. ¡Da el salto y disfruta de tu aventura aussie, no te arrepentirás!

trabajar en Australia